white cat on fabric
Amigurumis,  Crocheteando,  Decoracion DIY

10 problemas que se presentan en el crochet y cómo resolverlos

10 problemas que se presentan en el crochet y cómo resolverlos

¿Usas mucho Pinterest? ¡No eres el único! Pinterest es una plataforma muy popular y útil para personas que disfrutan las manualidades, pero para personas que no también. Solo lee algunas de estas estadísticas:

Pinterest tiene un aproximado de 335 millones de usuarios mensuales, lo que supone un aumento del 26% cada año, y ha duplicado su tamaño desde el 2016, cuando tenían 160 millones de usuarios.

Es la cuarta plataforma social más popular en Estados Unidos, pero Pinterest crece más rápido a nivel internacional, donde ha crecido 35% a diferencia del 8% en Estados Unidos.

 

landscape photography of blue and yellow houses

En cuanto al género, en su mayoría es una plataforma utilizada por mujeres, quienes representan el 72% de sus usuarios. Con respecto a la edad, el 41% lo comprenden usuarios de entre 25 y 34 años.

Pinterest se utiliza más en dispositivos móviles que en cualquier otro tipo de dispositivo, con un 85% de uso en ellos.

En 3 años los usuarios de Pinterest han duplicado su número de pines: a principios del 2017 eran 100 mil millones y para principios del 2020 ya eran 200 mil millones.

El 75 % de la gente en Pinterest está “muy interesada” en productos nuevos (en comparación con el 5 5% de los usuarios en otras plataformas sociales).

Pinterest es una plataforma muy útil para la promoción de marcas, pues se estima que un 75% de sus usuarios se encuentra “muy interesados” en productos nuevos.

Esto se extiende a que, en un 29% de probabilidades, los usuarios de Pinterest probarán un producto nuevo dentro de los primeros 10 meses de su lanzamiento.

two brown table outside

En el crochet hay mucho espacio para meter la pata. Es un arte tan exacto y preciso, que es muy fácil encontrarse con problemas y errores que pueden parecer el fin del mundo en el momento. Es decir, a quién no le ha pasado que, luego de horas o días de trabajo en un proyecto, empiezas a notar que algo no está saliendo bien, o que cometiste un error al inicio y lo estas notando ya casi terminando.

Cuando te enfrentas a esos problemas, es probable que la única solución que se te venga a la mente sea tirar el proyecto a la basura o deshilachar todo para comenzar de nuevo. La frustración hace que este sea nuestro primer instinto, pero venimos a decirles que el primer instinto debe ser solucionar el problema, y aquí te traemos algunas herramientas para ello. A continuación, te presentamos 10 problemas del crochet y cómo resolverlos.

Perdido en un patrón

Para poder crear un proyecto por tu cuenta desde cero sin leer ningún patrón, debes ser muy hábil y haber seguido muchos patrones anteriormente. Por esto, una de las cosas básicas que se debe aprender en el crochet es a leer un patrón. Esto te será de mucha ayuda para poder evitar errores tontos.

Usualmente los patrones tienen una leyenda que te explica cada abreviatura, y con el tiempo vas a necesitar esta leyenda cada vez menos.

throw pillow on chair beside plant on stand

Conoce tus puntos

Mientras vas aprendiendo es necesario que vayas reconociendo cómo se ven los puntos que haces, así evitas uno de los errores de principiante más comunes: no saber por dónde pasar el ganchillo. Los puntos tienen una forma de bucle con dos hilos, uno hacia adelante o hacia ti, y otro hacia atrás. Para la mayoría de los puntos más sencillos debes pasar el ganchillo por ambos hilos, con algunas excepciones. Pero lo importante es que seas capaz de ver dónde se encuentra cada punto y saber identificarlos.

Apuesto a que te saltaste un punto

A todos nos ha pasado: llevas rato tejiendo y te das cuenta de que no te está saliendo derecho, o tal vez te está saliendo muy pequeño o muy grande, o tal vez se te está encogiendo o agrandando un círculo. Y ahí te haces la pregunta: ¿será que me salté un punto?

Tejer es una actividad muy relajante donde es muy fácil poner la mente en blanco y seguir tejiendo sin concentrarse mucho. Pero es necesario que, luego de terminar tu vuelta, cuentes los puntos para asegurarte de que todo va bien. Una ayuda muy grande para esto son los famosos marcadores de puntos.

two white sheep

La lana es importante

En otro artículo te hablamos de las diferentes propiedades de las lanas y cuán importante es que escojas la adecuada para tu proyecto. Si estás siguiendo un patrón puede que te digan el material y calibre recomendado, pero este conocimiento también viene con la experiencia y el aprendizaje. No uses cualquier tipo de lana, investiga y comienza tu proyecto de la mejor manera.

Bordes irregulares: puntos bajos y altos

Muchos no se han dado cuenta de esto, pero cuando inicias una nueva fila de tejido, el lugar donde colocas el primer punto es distinto dependiendo de si es un punto alto o bajo: si estás haciendo puntos bajos, luego de hacer el punto libre debes comenzar a tejer sobre el primer punto de la fila anterior. Por otro lado, si estas tejiendo con puntos dobles o altos, luego de hacer los dos puntos libres debes comenzar la siguiente fila en el segundo punto de la fila anterior, pues uno de los puntos libres que tejiste cuenta como el primer punto de tu nueva fila.

Esto te puede parecer confuso, pero con la práctica irá teniendo más sentido para ti.

dog with crochet

Usando el mismo ganchillo para todo

Los ganchillos tienen distintos calibres por una razón, así que investiga y determina cual ganchillo usar para cada parte de tu proyecto.

Problemas con las tensiones

Un tejido muy ajustado o muy flojo puede hacerte tirar la toalla. Para no tener problemas con la tensión, recomendamos primero tejer una prueba para encontrar la tensión adecuada con la que quieres hacer tu proyecto. Luego podrás comenzar el verdadero.

Aprende a rematar las colas adecuadamente

Aunque parezca algo tonto, unas colas mal rematadas pueden arruinar un proyecto perfecto. Tomate el tiempo de pasar las colas al menos 6 o 7 veces con tu aguja para lana. Recomendamos un patrón en “Z”: primero a través de las bases de tus puntos, hacia arriba a través de la parte media de los puntos, luego la base de la siguiente fila, y luego hacia abajo.

“Ese punto es muy difícil, mejor ni lo intento”

Una vez que hayas dominado los puntos más fáciles no debes quedarte ahí. No importa cuán difícil se vea, en un principio los puntos más fáciles también te parecieron algo imposible, ¡así que adelante!

Desanimarte y rendirte

Nada te saldrá perfecto a la primera, así que debes mentalizar lo siguiente: tus primeros proyectos serán feos y no saldrán nada bien. Pero así es todo en la vida, y la práctica hace al maestro. Si te rindes, nunca llegarás a la excelencia. ¡Sigue tejiendo!

Please follow and like us:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

error

¿Disfrutas este blog? Por favor, pasa la voz :)

¿Quieres la mejor entregada a tu correo electrónico?

Loading
Loading